Albiñana Films Comunicación Barcelona Barcelona

Albiñana Films :: Noticias

13/01/2020

De charreta con Oriol Villar

"La gracia está en encontrar un espacio común entre lo que necesita comunicar la marca y tu propia experiencia."

Oriol Villar ha sido el creador de grandes campañas publicitarias y eslóganes que han marcado la cultura de nuestro país. Como por ejemplo, el famoso “Mediterráneamente” de Estrella Damm. Después de trabajar para grandes marcas como Nike, La Once, Coca-Cola, etc. decidió crear su propia agencia de publicidad: Oriol Villar.

Y hoy lo tenemos aquí por y para nosotros:

¡Empezamos!

Hola, soy la abuela Remedios, la nueva community manager de Albiñana. Una abuela casada con la cocina y el macramé, pero amante de las redes sociales. Encantada de conocerte, ¡manos a la obra!


SABE MÁS EL DIABLO POR VIEJO QUE POR DIABLO

  1. Una comedia vende muy bien. Y si es romántica mejor. Pero qué crees que vende más, ¿el humor o la pena?

La pena desde luego no vende, como tampoco creo que venda el humor por el humor. Lo que sí puede hacer vender es la emoción que son capaces de generar ambos. Pero sucede como con los magos, debes ejecutar el truco muy rápidamente, si se ve el truco, fallas.

  1. ¿Cuál crees que es la clave para crear una historia que conecte con la gente?

Depende de cada persona, pero creo que después de verla el espectador debe poder decir una de estas dos afirmaciones. Es verdad, o cómo me gustaría que fuera verdad.

  1. Cada vez más, se estila la idea de que las marcas vendan una filosofía de vida en vez de un producto o servicio. ¿Por qué crees que existe esta tendencia?
Es una forma de hacer publicidad que ha existido desde siempre. El hombre Marlboro, era eso. Fue creada en 1954 por Leo Burnett y duró hasta finales del siglo pasado. Quizás lo que estamos viendo ahora es un tipo de publicidad donde la estética está siendo substituida por la ética, o al menos complementada. Las marcas, de este modo se posicionan con una serie de valores y de creencias, con los que pretenden asociarse a aquellas personas que puedan compartirlas.
  1. “Yo decido el cuándo, dónde y con quién…” ya lo dice bien la canción esa de Lo Mío o Lo Malo. Ahora el consumidor decide cuándo, dónde y cómo quiere consumir los contenidos. En mi época no era así con la emisión de publicidad (y de casi todo) en televisión. No teníamos tantas alternativas como ahora. ¿Crees que para conseguir que el consumidor “se quede hasta el final”, las campañas publicitarias están más trabajadas ahora?
Esto no es nuevo de ahora. La mayoría de la publicidad, incluso todo lo que sucede en internet, es pura intromisión. La publicidad masiva, siempre interrumpe. Y como interrumpe, debe dar algo a cambio al espectador, algo que sea de su interés, que sea relevante, o que sea entretenido. En algunos casos puedes generar un efecto viral, pero que en el fondo no dista mucho, del momento aquel en el que un amigo le contaba un anuncio a sus compañeros de trabajo al día siguiente de verlo en televisión. No decidimos quien nos interrumpe y como en Instagram o en Facebook. Al revés, como consumidores estamos más monitorizados que nunca. Por eso, ahora es incluso más importante que ese “algo a cambio” sea mejor.

  1. Qué consejo le darías a un/a profesional del sector que pasa por momentos difíciles (falta de inspiración, bloqueo creativo, desmotivación…) y siente que no vale para esto.

Lo que me decía Julián Zuazo cuando empecé. “Esta profesión es un puñetazo y un beso, un puñetazo y un beso, un” …Es así. No hay más. Si sientes que hace tiempo que no recibes un beso, empieza a pensártelo. Y ya está. Pero sobretodo no te lo guardes. Habla con compañeros de trabajo que los hay muy buenos y generosos, que te den su punto de vista, escúchales. La gente que nos rodea es una de las mejores cosas que tiene esta profesión.

  1. En comunicación “lo importante no es innovar, lo importante es quedarse con lo que no ha cambiado”. ¿Qué sigue siendo como antes porque funciona? ¿Qué no ha cambiado?

No era exactamente así, porque sí creo que la innovación es fundamental. Desde luego como actitud, no como categoría de algún festival. Eso es un pensamiento que le robé a Sebastian Wilhelm, y que me pareció muy interesante. En un momento de revolución como el que llevamos viviendo desde hace ya varios años, muchos tienden a intentar averiguar cómo será la publicidad del futuro, en vez de mirar hacia atrás y aprender cuales son los resortes del pasado que bien accionados, siguen funcionando. Hay mucho ruido y mucho gurú defendiendo su propio territorio, y es normal que a veces pensemos que esto ya no es lo que era, pero no es verdad. En esencia, es lo mismo: conectar con las personas para transformar su pensamiento acerca de un producto.

  1. Hace tiempo leí en una entrevista que estabas en contra de cualquier tipo de censura en la publicidad. ¿Cómo saber dónde está la línea de lo ético y lo no-ético?.

Sólo uno mismo puede marcar esa línea. Escogiendo para quién trabaja y para quién no.

     8. Muchas veces el creador de una obra la empapa de sus experiencias personales y al final, ésta acaba siendo un reflejo del autor. ¿Crees que pasa igual en el mundo de la publicidad?

Esto te lo ha chivado Ramsés, que siempre me dice que yo meto mi vida en los anuncios que hago. Y yo le digo que no por vergüenza, pero pienso que tiene mucha razón. De hecho, supongo que me resultaría imposible no hacerlo. La gracia está en encontrar un espacio común entre lo que necesita comunicar la marca y tu propia experiencia.


RANDOM


- ¿Crees que existe vida después de la muerte?

No lo sé, y la verdad es que no me importa. Lo que sí me importa es que haya vida antes de la muerte, como decía Punset.

- ¿Si tuvieras que vivir para siempre en una isla desierta qué 3 cosas te llevarías? ¿Por qué? Yo a mi Tristán; es mi perrete, un buen puchero y mi móvil de influense.

Si no fueran cosas, me llevaría a Laura, a Lu y a Greta. Y si tienen que ser cosas, una foto de cada una de ellas.

- ¿Qué opinas de que yo, una abuela, sea la nueva community manager de Albiñana?

Me parece lógico y sensato. La experiencia se menosprecia con demasiada frecuencia en nuestro oficio.

- ¿Cuál es tu palabra favorita?

Mare (mamá en catalán).

- En una entrevista dijiste que prefieres mil veces más la calidad que la cantidad. ¿Qué prefieres, 100 años de vida mediocre o 24 horas de ensueño?

Cien años de vida mediocre, seguro. La mediocridad está infravalorada, y además no hay mal que cien años dure.

- Ahora, un juego rápido que me enseñó mi nieta para conocernos mejor: ¿Qué prefieres?. Propondré dos opciones y tendrás que escoger una:

      • Trabajar a primera hora del día/Trabajar a última hora del día.
      • Inspirar/Que te inspiren.
      • Papel/Digital.
      • Trabajo en equipo/Trabajo individual.
      • En las redes sociales eres… Esporádico/Muy Activo. 


- Esta última pregunta se la hacemos a todos nuestros invitados, sin excepción alguna. Aunque más que una pregunta es una especie de “challenge”; como dirían hoy en día los jóvenes. Pedimos a todos nuestros invitados que propongan una pregunta o reto para la siguiente visita a “Produciendo conversaciones” aunque no sepan quién es. En tu caso; a nuestro anterior entrevistado le gustaría saber:

La tortilla de patata: ¿con cebolla o sin cebolla?

Con cebolla, siempre.

- ¡Ahora te toca a ti! Formula una pregunta o reto para el siguiente invitad@. Aunque no sepas quién es: 

¿Cual es el proyecto fuera de la publicidad del que te sientes más satisfecho?


¡¡Muchas gracias por compartir este ratito con nosotrxs Oriol!!

Yo ya me despido familia, pero antes me gustaría decir 3 cosas que he aprendido gracias a esta entrevista.

Número uno: transmitir verdad; ser verdad, es la mejor manera de conectar con la gente. Número dos: al final, hagamos lo que hagamos en comunicación, el objetivo es y ha sido siempre el mismo: “conectar con las personas para transformar su pensamiento acerca de un producto”. Y número tres: no abuses de las croquetas. 

¡Hasta la próxima! (Si Dios quiere).